Atrás

Python: historia y áreas de aplicación

Python es uno de los lenguajes de programación más populares para aquellos que se quieren iniciar en el mundo del desarrollo. Veamos algunas de las razones:

  • Es interpretado y creado con la legibilidad como bandera. Solo requiere de un editor de texto y un intérprete para funcionar en cualquier sistema operativo actual.
  • El intérprete oficial, Cython, está escrito en lenguaje C, y se distribuye con licencia libre compatible con la licencia GPL a través de su página oficial. Se pueden obtener tanto los binarios para cualquiera de los tres sistemas operativos mayoritarios: Windows, Mac OS, Linux y derivados, como el código fuente.
  • Existen otras implementaciones del intérprete en otros lenguajes, como Jython (escrito en Java) o IronPython (escrito en .NET), también disponibles para descargar en la web oficial.
  • Una de las principales características es su naturaleza multiparadigma. Python no impone una metodología concreta de desarrollo, como la orientación a objetos, la programación declarativa o la programación funcional, sino que permite varias de ellas, dada su amplia popularidad en diferentes áreas de conocimiento, como veremos más adelante.

En cuanto a su filosofía, Python sigue una línea muy cercana  los principios de la filosofía de UNIX (herramientas pequeñas que realizan una sola tarea muy bien). Un extracto de dichos principios es el llamado Zen de Python, que se muestra en el intérprete al ejecutar la instrucción import this, y que concentra los mandamientos básicos para ser un buen Pythonista.

 

 

Algo de historia

Python fue creado entre finales de los 1980 y principios de los 1990 por Guido Van Rossum, matemático originario de los Países Bajos. Lo desarrolló como sucesor del lenguaje ABC, durante su estancia como investigador en el Centro para las Matemáticas y la Informática (CWI, Centrum Wiskunde & Informatica, en sus siglas en neerlandés).

En 2001 se formó la Python Software Foundation -PSF. Una organización sin ánimo de lucro creada específicamente para gestionar todos los aspectos relacionados con la propiedad intelectual de Python.

Desde entonces, la PSF centraliza todo lo relativo al desarrollo del lenguaje Python y sus intérpretes oficiales. Los desarrolladores mantienen dos ramas principales del lenguaje: Python 2 y Python 3, aunque el soporte oficial para Python 2 acabó el 1 de enero de 2020, y Python 3 pasó a ser la única rama con soporte y desarrollo activo.     

 

  

Áreas de aplicación

En la Developer Survey de StackOverflow, realizada por cerca de 90.000 desarrolladores de todo el mundo, Python ocupa el segundo puesto en cuanto a extensión de uso, siendo el lenguaje principal de un 41% de los encuestados. Es, asimismo, el lenguaje preferido para desarrollar por el 73,1% y el que más desean aprender el 25,7%, liderando esta categoría.

En cuanto al State of Developer Ecosystem, realizado por la empresa JetBrains a cerca de 7.000 desarrolladores, Python es, junto a Java, el lenguaje más popular. El 27% de los encuestados lo usan como lenguaje principal, y un porcentaje similar lo tienen como el lenguaje que aprendieron a lo largo del año pasado.

La popularidad del lenguaje ha hecho crecer un enorme ecosistema de librerías, frameworks y utilidades en torno al mismo. Las principales áreas en las que Python brilla especialmente son:

Ya sabes, si aún no has empezado a desarrollar con Python, ¡2020 es el año!

 

Siguiente